15
de MAYO
CONOCE A DIOS; CONOCE LA PAZ
Es evidente que una vida en la que hay resentimientos profundos sólo conduce a la futileza y a la infelicidad… Pero con el alcohólico, cuya esperanza es el mantenimiento y el desarrollo de una experiencia espiritual, este asunto de los resentimientos es infinitamente grave.
— ALCOHÓLICOS ANÓNIMOS, p. 66

Conoce a Dios;

Conoce la paz.

No hay Dios;

No hay paz.

Ver esta página en: English | Français
Este es un libro de reflexiones escritas por los A.A. para los A.A.
Compartir esto con un amigo